Seguidores

viernes, 16 de noviembre de 2012

Reseña: Pídeme lo que quieras, de Megan Maxwell




PÍDEME LO QUE QUIERAS

Autora: Megan Maxwell
Páginas: 464
ISBN: 978-84-08-03451-3
Formato: tapa blanda con solapas
Editorial: Esencia
Precio: 14’90€

Sinopsis: Tras la muerte de su padre, el prestigioso empresario alemán Eric Zimmerman decide viajar a España para supervisar las delegaciones de la empresa Müller. En la oficina central de Madrid conoce a Judith, una joven ingeniosa y simpática de la que se encapricha de inmediato. 
Judith sucumbe a la atracción que el alemán ejerce sobre ella y acepta formar parte de sus juegos sexuales, repletos de fantasías y erotismo. Junto a él aprenderá que todos llevamos dentro un voyeur, y que las personas se dividen en sumisas y dominantes... Pero el tiempo pasa, la relación se intensifica y Eric empieza a temer que se descubra su secreto, algo que podría marcar el principio o el fin de la relación.


Opinión personal: Pídeme lo que quieras es un libro que me gustado muchísimo. Lo primero que quiero destacar es su portada: sencilla, bonita y llamativa, que se aleja de la actual tendencia de la romántica erótica (algo que se agradece). 
La trama puede parecernos bastante cliché si leemos la sinopsis: jefe ricachón que se encapricha de una secretaria y con la que tiene una relación tórrida que se complica porque él tiene un gran secreto. Pero la realidad es bastante diferente. Sobre esta típica trama la autora construye una excelente historia que aunque en algunos puntos nos recuerda a otras novelas del género se diferencia de ellas en muchos otros. Para empezar el jefe no es el típico déspota que no acepta una negativa bien plantada, la secretaria no es la típica bobita que acepta todo sin planteárselo y que monta escenitas a la primera de cambio, y el secreto es algo que todos nosotros guardaríamos de estar en esa situación (sin spoilers: nada de situaciones tenebrosas y escabrosas de tiempos pasados). Dicho esto tengo que alabar de nuevo la prosa de Megan Maxwell, que con frases sencillas y estupendos diálogos crea una historia magnífica. Porque en esta obra no hay sólo sexo, sino que encontramos también una bonita historia de amor que se queda en la mejor parte (¿para cuándo la continuación?). Hablemos de sexo: he leído como otros lectores no podían con las escenas que la autora describe y me ha dado qué pensar: debo ser una pervertida, en el buen sentido de la palabra, porque a mí me ha dado más morbo que otra cosa. No es que vaya a emular a los protagonistas esta misma noche, pero creo que no es algo que no me pueda plantear en un futuro. Vamos, que Megan ha abierto una puerta que aunque sabía que estaba ahí nunca me había asomado. Quizás esto tenga que ver que aún no he encontrado a "ese alguien especial" que no compartiría con nadie XD. 
Por su parte, los personajes están estupendamente creados, algo a lo que la autora nos tiene acostumbradísimos. Personalidades fuertes que evolucionan notablemente a lo largo de la obra y que saben dar su brazo a torcer cuando hace falta. Junto con los protagonistas, como siempre, se destacan una serie de secundarios que complementan muy bien la historia. No quiero contar mucho más porque sabéis que odio los spoilers y creo que ya os he contado bastante más arriba. 
Finalmente, los escenarios están de igual forma muy bien dibujados aunque generalmente son algo secundario en esta obra. Me explico: están ahí y el lector puede imaginarlos sin problema, pero no se les da tanta importancia como en títulos anteriores de esta misma autora. 
Resumiendo, una obra que recomiendo encarecidamente siempre y cuando seáis mayores de 18 y tengáis una mente abierta a las nuevas experiencias (¡no hay sado!). 


Autora: Megan Maxwell nació una fría tarde de febrero en Nüremberg (Alemania). Es hija de una española y un americano. Antes de cumplir su primer año de edad, su madre, una toledana muy guapa, hizo las maletas y juntas regresaron a España. Concretamente a Madrid, donde su familia las recibieron con los brazos abiertos. En su niñez siempre le gustó leer libros sobre mujeres decididas, valientes y con carácter. Nuncan le gustaron las féminas modositas.
Como Megan siempre dice: “Para mí, escribir es soñar”. Por ello escribe, sueña, inventa y crea historias sobre mujeres de rompe y rasga. Mujeres dispuestas a dejar su pequeña huella en el mundo y demostrar que eso de que somos el sexo débil está obsoleto y anticuado.
Durante años trabajó como secretaria en una asesoría jurídica. Allí escuchó los problemas de muchas personas, hasta que un día decidió hacer algo con su propia vida. El destino le dio una oportunidad y se lanzó a la piscina dispuesta a conseguir su sueño: publicar sus novelas.
Megan Maxwell vive en un encantador pueblo de Madrid, en compañía de su marido, sus dos hijos, sus amigos y su perro Drako.



Puntuación:  


4 comentarios:

  1. Me gusto mucho, pero que mucho ^^ Eric es bibnjhkivi y Judith es una protagonista estupenda.
    Un bes

    ResponderEliminar
  2. Lauraaaaaaaaaaa que gustazo saber que la novela te atrapó y te enganchó ¡Genial!
    Aisss ese Sr. Zimmerman jajaja.
    Muchas gracias por la estupenda reseña y un besazo ¡CUCHUFLETA!JAJAJA

    ResponderEliminar
  3. Yo no e leido nada aun de esta autora,haber si me animo ya que e leido que es muy buena.

    ResponderEliminar