Seguidores

domingo, 9 de enero de 2011

Sorteos 2011 El Tiramilla

PARTICIPO EN LOS SORTEOS 2011 DEL DIARIO EL TIRAMILLA CON EL SIGUIENTE TEXTO:

Este año los Reyes se han portado genial. Como todo hijo de vecino saben que me encantan los libros y por ello encontré bajo el árbol dos preciosos ejemplares de Hush, hush y Crescendo. Pero mi mayor sorpresa llegó cuando vi que uno tenía por nombre Anabel. ¿La habían traído un regalo a mi prima tercera en mi casa? Desesperada y con Lágrimas oscuras surcando mi cara (sí, eran las ocho de la mañana y yo ya llevaba rímel) abrí el regalo y lo que me encontré fue una broma: era Incarceron, de Katherine Fisher, y era para mí. Había sido una ocurrencia de mi madre, quien por cierto se llama Susana, nombre castellanizado de Suzanne Collins, autora de Los juegos del hambre. Cuando me enteré (me lo chivó mi hermano) comencé a buscarla por toda la casa, que de lo grande que es me recordó enseguida al libro La casa de los mil pasillos y una vez encontré a mi madre, con unos pelos horribles porque estaba recién levantada, la anuncié venganza de una forma tan original que hizo que estallara en carcajadas: “Esto es La guerra de las brujas”. La lucha comenzó negándose ella a hacerme el desayuno y dos horas después yo ya preparaba mi Éxodo a casa de los abuelos, pero mi padre me recordó que en mi estantería había algún que otro libro bélico y yo me dirigí instintivamente hacia allí. Cogí el primero que encontré, Los guerreros de Alavna, pero no me sirvió de nada. En ninguna de una de sus páginas encontré como vencer a una madre cabreada. Después de pensar un par de planes descabellados (uno de ellos era poder hacerme invisible como la protagonista de Amanda: proyecto invisible y el otro poder andar sin ser vista entre las Sombras), me rendí y fue cuando mi madre me anunció que iría derechita a un internado, que por esas grandes casualidades de la vida se llamaba Monster High.

No hay comentarios:

Publicar un comentario